domingo, 31 de enero de 2016

SPOTLIGHT: De Oscar



No he completado la ronda de películas nominadas a los Oscar pero, creo no equivocarme cuando digo que, "SPOTLIGHT" es mi elección para llevarse la estatuilla el próximo 28 de febrero. Sólo puede calificarse de sensacional este drama periodístico de Thomas McCarthy ("The Visitor"), basado en hechos reales que relata una difícil historia dentro del mayor rigor, sin regodearse en los detalles más sórdidos, pero tratando en todo momento de hacer que el espectador se sienta uno más dentro del equipo de periodistas del Boston Globe. Gracias al estupendo trabajo del reparto que integra las filas del grupo Spotlight, comprobamos el nivel de implicación de estos periodistas en un caso que, aunque en un principio no apostaban por él, el publicarlo terminó convirtiéndose en algo totalmente personal. "A veces es fácil olvidar que pasamos la mayor parte de nuestro tiempo tropezando en la oscuridad. De repente una luz se enciende y hay un sentimiento de culpa que se esparce...".


"Spotlight" cuenta la historia de un grupo de periodistas del Boston Globe que en el año 2002 sacaron a la luz casos de abuso de menores cometidos durante décadas por sacerdotes de Massachussets y que, la archidiócesis de Boston, trató de ocultar. La película se basa en la labor de investigación que llevaron a cabo el grupo encargado de esta historia, relatando desde los infructuosos primeros pasos de la búsqueda hasta la mañana que el reportaje ve la luz, con las repercusiones que una historia de tal magnitud conlleva. Al no ser periodista no puedo garantizar en primera persona que el ritmo de los acontecimientos se corresponde con el que realmente se lleva a cabo en una redacción, pero si puedo asegurar que se aleja en gran medida de la distorsionada visión que nos suelen dar la mayoría de las películas, sumergiéndonos en una rigurosa labor que puede durar años si la historia en sí lo requiere. 

Aplaudir a Michael Keaton ("Birdman"por éste papel, no sería suficiente, y lo tengo que decir, ¡qué gran madurez de este actor estamos disfrutando!. Keaton lidera magníficamente el grupo de Spotlight, enfrentándose en algunos casos a compañeros y amigos que, para su sorpresa, habían tenido conocimiento de todo lo que estaba pasando, incluso habían contribuido en mayor o menor medida a ocultarlo. Junto con Mark Ruffalo ("Foxcatcher"), Rachel McAdams ("Southpaw"), John Slattery ("Destino Oculto") y Stanley Tucci ("El quinto poder"), nos regalan uno de los mejores repartos de los últimos años. Cierto es que el film no se inmiscuye mucho en las vidas personales de los integrantes de Spotlight pero, en realidad, McCarthy consigue con ello que el espectador se centre aún más en la investigación que llevan a cabo, dejando de lado cuestiones superfluas. A destacar una de las escenas finales que tienen lugar entre Keaton y Ruffalo -con sus compañeros como espectadores-, en la que éste último estalla ante la negativa a publicar aún el reportaje, demostración de la tensión acumulada en el grupo y la impotencia por los acontecimientos de los que están siendo testigos, sin poder hacer nada por el momento. 

Con 6 nominaciones a los Oscar (Mejor película, Mejor director, Mejor actor secundario: Ruffalo, Mejor actriz secundaria: McAdams, Mejor guión original y Mejor montaje), Spotlight se está llevando los merecidos elogios de la crítica en la antesala a los Oscar, por lo que no pinta nada mal para llevarse el premio gordo. Os la aconsejo al 100% si queréis disfrutar de una gran película, con un implacable guión capaz de atraparte desde el minuto uno y un deslumbrante reparto. Que la historia no os cree rechazo, porque Spotlight no nos ofrece una historia escabrosa ni incómoda, sólo nos sirve en bandeja de oro un verídico e inteligente film que va más allá de mostrar los hechos, los culpables y sus víctimas.



Pilar M. Cuenca

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada